Rentabilidad estrategias con opciones año 2020

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Gran corredor!

Tras una buena carrera en los Treasuries y Bunds, ¿qué opciones hay para 2020?

En lo que va del año (casi agonizante), los inversores en bonos han tenido varias razones para celebrar. Los bonos del Tesoro y los Bunds han tenido una buena carrera, pero habrá que ir pensando que oportunidades se pueden explotar en 2020.

Varios factores han apoyado este año a los Treasuries y los Bunds:

*El temor a una posible desaceleración como consecuencias del conflicto comercial llevó a la Fed a reducir tipos 3 veces y la volatilidad en la renta variable, hizo que los inversores se refugiaran en bonos del Tesoro de los EE.UU., lo que hizo que la rentabilidad del 10 años cayera desde el 2,6% en enero al 1,4% en agosto y por tanto, el precio subiera, lo que equivale a una ganancia del 13% en ese periodo.

*El BCE mantuvo los tipos en cero y reanudó el QE. Desde septiembre ha comprado 20 mil millones de euros de bonos gubernamentales y corporativos IG mes a mes. Con ello, tras el anuncio del QE la rentabilidad del Bund alemán cayó a – 0,7% desde el 0,24% en enero. Otra buena ganancia para los inversores en el Bund.

Pero desde septiembre la rentabilidad del 10 años ha vuelto a subir hasta el 1,85%, mientras que el Bund lo ha hecho hasta el -0,2, y parece que es por la falta de un verdadero estímulo por parte de los Bancos Centrales y por la recuperación de la renta variable (tras la esperanza de una posible solución al conflicto comercial y por tanto alejarse la posibilidad de una recesión en EE.UU.).

Algunas voces de gestores de Renta Fija están recomendando sobreponderar bonos IG corporativos de la zona euro e infraponderar los soberanos, debido al exceso de demanda generado por las compras del BCE. Además, el mandato de Lagarde parece que debería estar enfocado, de momento, al estímulo fiscal para revitalizar la economía de la zona, lo que, de ser así, habría más emisiones de Bunds y otros soberanos de largo plazo.

Ante este escenario, ¿qué fondos de deuda corporativa global serían recomendables bajo este escenario?

Existen varios fondos. Sin embargo, filtrando entre aquellos fondos con mejor desempeño y consistencia en los últimos 3 y 5 años y con un volumen razonable de activos gestionados, se llega a una muestra de 3 fondos:

  1. Pimco GIS Global Investment Grade Credit Fund : es un fondo que supera los 2.100 millones de euros de patrimonio gestionado, y con más de 16 años de historia la clase institucional. Es gestionado por Mark Kiesel (AA de Cityeire) y Jelle Brons (A de Citywire).

El fondo se ubica en primer cuartil a 1,3 y 5 años en cuanto a rentabilidad y máxima caída, y en segundo cuartil respecto a desviación estándar. El índice de referencia es el Bloomberg Barclays Global Aggregate Credit Index.

Al igual que sus competidores, durante 2020 tuvo rentabilidad negativa, pero algo menos que sus competidores.

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Gran corredor!

El 41,5% de la cartera está en deuda con vencimiento de 3-5 años y el 43% de 5-10 años, con una duración efectiva de 6,48 años. Entre los principales sectores de su cartera se encuentra el sector bancario (23%), financiero (4,5%), conductores (3,4%), eléctricos (2,97%) y juegos de azar (2,4%). En cuanto a exposición por países por contribución a la duración total están: EE.UU. que concentra algo más del 70%, le sigue Alemania y Unión Europea (12,4% y 5,6% respectivamente), Reino Unido (5%), países latinoamericanos (en torno al 2,5%).

Y además de lo anterior, es un fondo con 5 estrellas Morningstar.

  1. MFS Meridian Funds-Global Credit : es un fondo que invierte al menos el 70% de la cartera en instrumentos de deuda, generalmente corporativos con grado de inversión en mercados desarrollados, aunque también puede invertir en instrumentos de deuda menor a grado de inversión, deuda gubernamental y mercados emergentes.

Esta gestionado por Pilar Gomez -Bravo (A de Citywire) Andy Li y Robert Persons (+ de Citywire). los 2.100 millones de euros de patrimonio gestionado, y con más de 16 años de historia la clase institucional. Es gestionado por Mark Kiesel (AA de Cityeire) y Jelle Brons (A de Citywire).

El fondo, lanzado en agosto de 2009 ostenta un patrimonio gestionado superior a los 30 millones de euros, y es un 4 estrellas Morningstar. Sin embargo, la rentabilidad histórica no le favorece. El fondo se ubica prácticamente en cuarto cuartil tanto a 1 como 3 años por rentabilidad y máxima caída. Además el alfa es negativo tanto a 3 como a 5 años y la beta es mayor a 1. Aunque no se puede dejar de reconocer que en lo que va del año compara relativamente bien con los otros fondos expuestos en la nota, con una rentabilidad del +7,64%.

Respecto a su cartera, compuesta por un total de 257 posiciones, la duración promedio efectiva es de 7,11 años y un vencimiento de 9,82 años, con una calificación media BBB+. Comentar que entre sus 10 mayores posiciones destacan varios bancos, una empresa de bebidas, de telecoms y otra tecnológica:

  1. MS INVF Global Credit : este fondo, la igual que el primero compara bien a 1 año (segundo lugar de un total de 49 fondos de la categoría) tanto por rentabilidad como por máxima caída, mientas que a 3 y 5 años se ubica en la segunda posición por rentabilidad, pero por máxima caída se va al cuarto cuartil.

El fondo de cerca de 90 millones de euros de activos es gestionado por Joseph Mehlman y Christian Roth, ambos con rating A de Citywire y con casi 30 años de experiencia en el sector, y fue lanzado en 2020.

Invierte en emisiones de deuda de alta calidad en divisas globales de corporativos y sector privado que operen o estén constituidos en mercados desarrollados y emergentes. A cierre de octubre lo constituían 261 posiciones (vs 12690 el índice de referencia) y donde el sector financiero representa más del 40% de la cartera, seguido de lejos por consumo estable y cíclico.

Respecto a la exposición por país, entre EE.UU. y Reino Unido hacen más del 50% de la cartera, y donde España representa el 3,7%. Mantiene algo más de un 3% en liquidez.

El fondo tiene una duración de 6,59 años, un total y un rating medio de BBB, con una TIR media a vencimiento de 2,77%.

Como resumen se puede decir que, de las tres alternativas de inversión en fondos de bonos corporativos globales, nos decantaríamos por la primera alternativa, aunque no dejamos de reconocer que la tercera es otra opción a tener en cuenta, ya que las rentabilidades pasadas no son indicativo de las futuras, pero ambos fondos han mostrado consistencia en el largo plazo, como lo demuestra el siguiente gráfico de rentabilidad a 5 años.

Necesitamos tu colaboración más que nunca

Si eres seguidor de Estrategias de Inversión y te resultan atractivos nuestros análisis, informes y herramientas, hoy es el momento de beneficiarte de nuestros contenidos Premium y ayudarnos a seguir siendo independientes.

La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad y es importante que sigamos siendo independientes para ofrecerte los análisis y herramientas que miren por ti.

Suscríbete ahora y tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente

Guía de Opciones Financieras y Estrategia de Opciones Vendidas

Guía de Opciones Financieras y Estrategia de Opciones Vendidas

Sobre las Opciones se ha escrito mucho, pero lo malo de ello es que en general se circunscribe al ámbito académico y muy poco al práctico.

La gente se pierde entre fórmulas, griegas, estratégicos que pretenden combinaciones imposibles and all that jazz.

Conclusión, la gente no gana un duro con Opciones. O ni se meten, pues es inteligente no meterse en camisas de once varas.

Empecemos pues por el principio y llegamos a un método simple y práctico de usar las Opciones con un resultado realmente enorme.

Qué son las Opciones Financieras

Qué es una ‘Opción’

Una opción es un derivado financiero que representa un contrato vendido por una parte (vendedor) a otra parte (comprador) . El contrato le ofrece al comprador el derecho, pero no la obligación, de comprar (CALL) o vender (PUT) un valor u otro activo financiero a un precio acordado (el precio de ejercicio) durante un cierto período de tiempo o en un plazo específico fecha (fecha de ejercicio o vencimiento).

Dicho de otro modo, es un producto que nos confiere el derecho de comprar o vender una acción (por resumir) a un precio fijo.

Si, un inversor quiere asegurarse la posibilidad de vender una acción que tiene en cartera a un precio fijo, no sea que el mercado caiga más de la cuenta, podrá acordar un precio para la venta de la acción que será válido durante un plazo predeterminado. Si en ese plazo el mercado cae más de lo que él esperaba, podrá vender la acción al precio acordado y no perderá el equivalente a toda la caída, pues tiene un precio fijo y cerrado al que puede vender la acción, haga lo que haga la bolsa, y que será superior al precio al que cotiza tras la al caída la acción en cuestión.

¿Está bien verdad?

Una cosa, que la gente tiende a confundir es que como en las explicaciones (tal y como yo he hecho) se habla de forma teórica, esa idea de vender la acción a un precio fijo seduce, pero no entienden cómo se lleva a la práctica eso.

La realidad es que no se hace eso.

La realidad es que el inversor vende al precio al que en ese momento cotiza la acción (que está por debajo del precio que él había acordado) con la correspondiente pérdida, y además vende la Opción de la que era poseedor por el precio que equivale a la diferencia que está perdiendo en sus acciones. De esta guisa, el resultado sí es el acordado, ya que lo que pierde por un sitio más lo que gana por otro equivale al precio acordado cuando compró la Opción.

Para hacer toda la operación anterior habría comprado una Opción PUT.

Pero un inversor puede hacer más cosas

Por ejemplo, podría asegurarse un precio fijo al que comprar una acción. Es decir, lo contrario a lo anterior.

Supongamos que un inversor se plantea comprar una acción pero duda entre que la acción vaya a caer o a subir y está como dicen los angloparlantes on the fence (que no sabe qué hacer…).

Puede hacer lo siguiente: Si hay un precio al que si el mercado sube y lo hace a lo loco a él le hubiera cuadrado, le hubiera parecido un precio adecuado para recoger esa supuesta futura subida. Para ello comprará una Opción CALL y fijará un precio de acción al que podrá comprarla. Imaginemos que esa acción ha subido de 10 euros a 13 euros, pero tú tenías un derecho para comprarla (ahora que ya ha subido) por un precio de 11 euros. Con mucho gusto lo ejercerías y ganarías esos dos euritos de beneficio por acción.

Es casi como comprar mirando por el retrovisor, sabes lo que ha pasado…

Y viene muy bien.

Que conste que como en el caso anterior, la transacción en sí se hace por diferencias. Compras la acción a precio de mercado (es decir a 13) pero vendes la CALL que compraste a 2 euros, así que el resultado final es que las acciones te han costado 11 euros cuando cotizan a 13 en ese momento.

Obviamente tendrás que contar con que la compra tanto de una CALL como de una PUT tienen un coste y ese coste (el desembolso de la inversión en las opciones) lo tendrás que tener en cuenta para hacer tus números y ver si te cuadra o no te cuadra llevar a cabo la compra o venta de acciones usando Opciones Financieras para cerrar precios futuros.

Y qué pasa si somos el vendedor de la Opción

Para mí esto es lo más interesante. ¿Qué pasa si somos el otro lado?

Si somos el otro lado nos encontramos con que queremos vender una Opción CALL o PUT a otra persona. Para ello nos adherimos al contrato que cotiza en el mercado como parte vendedora, y otra persona lo comprará si tiene en mente los escenarios que expliqué antes, es decir, si quiere pre-fijar un precio al que comprar (CALL) o vender (PUT) acciones antes de una fecha determinada (vencimiento de la opción).

En este caso lo que ocurre es que tú como parte vendedora ingresos el dinero que equivale al precio de la Opción.

Otra persona compra la opción por X = tú ingresas el precio de X

Está genial ¿verdad?. Empezamos ingresando dinero, cuanto más vendamos más ingresamos…

Buffett explicaba en una de sus cartas (la del 2008) a sus inversores que había vendido Opciones Financieras sobre los índices por el equivalente a 5 billones

Bueno pero qué pasa una vez has vendido las opciones. Pues que tienes un plazo de tiempo hasta el vencimiento para que el mercado haga lo contrario a lo que es preceptivo que pase para la parte compradora. Si es así, te quedarás integro el dinero cobrado, sino, de tu bolsillo saldrá lo que gane el otro.

Pongamos un ejemplo que se entenderá mejor.

Antes hablábamos de de que una persona dudaba de si una acción que cotizaba en 10 euros iba a subir o no, y decide comprar una CALL que le asegura un precio futuro de 11 euros máximo. Después del tiempo previsto la acción había subido hasta 13 euros, en ese caso el inversor que había comprado la CALL (imaginemos que por 0.5 euros) podía comprar en 11 la acción porque la opción que había comprado en 0.5 valía 2 y la acción en mercado 13. Con lo 13 – 2 = 11 (nota: habría que descontar el precio de la opción que eran 0.5, en realidad le habría costado la acción 11.5 pero es mucho mejor que 13 que vale en ese momento).

Pero y ¿qué pasa con el que vendió la Opción CALL? En este caso el que la vendió ingresó 0.5 euros y ahora al vencimiento le ha salido el tiro por la culata porque la diferencia hasta 2 euros que vale en ese momento la tiene que poner de su bolsillo. Es decir el vendedor de la opción cubre la pérdida la otro inversor.

Pero ¿y si la acción hubiera caído, en lugar de subir, de 10 a 7 euros?

Entonces el comprador de la opción no va a querer la acción a 11 porque en el mercado cotiza a 7. La compraría a 7 y tendría que añadir al precio de compra lo que pagó por la opción que fue 0.5 euros. Le sale la compra a 7.5, no está mal.

En este caso, donde el comprador de la CALL se ha equivocado y el mercado ha caído el vendedor de la CALL se encuentra con que no tiene que cubrir ninguna pérdida, lo que sucede es que se queda íntegros los 0.5 euros que pagó el comprador. Y se los queda sin haber hecho nada ni haber invertido dinero.

Lo mismo podría haber ocurrido con la venta de una PUT sólo que sería al contrario. En caso de que la bolsa hubiera subido, el vendedor de la PUT se quedaría con el 100% del dinero cobrado.

En este caso, si el vendedor de la opción PUT ingresó 0.5 euros por la opción y el comprador adquiere el derecho de vender la acción a un precio determinado, digamos que lo fija en 9 (acordaros que la acción cotizaba en el mercado a 10). De este modo si la acción cae por debajo de 9 el comprador de la opción PUT tiene asegurado que si la acción cae por debajo de 9, él puede salir del mercado al precio que sea, y que el precio que saque por la acción (supongamos que vale 5 en ese momento) más lo que gane en la Opción PUT sumarán 9 euros. Lo que tenía previsto.

Por otro lado, el vendedor de la opción tendrá que hacer frente a esa diferencia. Tendrá que poner el dinero que cubre el riesgo del comprador.

Si bien, en caso de que el mercado suba, el comprador de la PUT no va a querer vender a 9 una acción que vale, digamos, 15 euros. Sería de locos, entonces venderá a 15 y tendrá que restar el coste de la opción que compró, que eran 0.5 euros, con lo que su acción la ha vendido a 14,50, que no está mal. Y eso 0.5 euros se los queda el vendedor de la opción.

Aplicación práctica de estrategia Opciones Financieras PUT Vendidas

Opciones PUT Vendidas: situaros en la perspectiva del vendedor de opciones.

Una estrategia que permite una rentabilidad recurrente por medio de la venta de Opciones sobre índices.

La venta de Opciones Financieras nos permite ingresar un dinero ( prima ) que nos quedaremos íntegro si a la fecha de vencimiento de la Opción, el índice sobre el que está referenciada no ha caído más de un determinado porcentaje que será mayor o menor a nuestra voluntad y vendrá determinado por el precio de ejercicio .

Tener en cuenta que si elegimos un porcentaje máximo de caída grande (menos riesgo) nos pagarán menos por la opción; y si nos atrevemos con distancias más cortas (más riesgo), a cambio nos pagarán más.

Vendemos Opciones del Eurostoxx50, Vencimiento dentro de un mes por las que ingresamos 3.000 euros.

Imaginar que habéis elegido un precio de ejercicio que se sitúa un -9% por debajo del precio actual del Eurostoxx50 en el momento de la venta.

La operación saldrá bien, y nos quedaremos íntegros esos 3.000 euros, si desde el día de la apertura de la operación (que podría haber sido cualquier día del mes) hasta el vencimiento, el Eurostoxx50 cae menos de un -9%. Lo que significa que si sube, no se mueve o cae menos de un -9% nos quedamos con los 3.000 euros (beneficio) íntegros; si cae más de un -9%, entonces nos tocaría perder.

Que quede claro que la pérdida en caso de caer por debajo de la distancia que hayáis prefijado (-9% en el ejemplo que hemos seguido), es infinita. Pues nadie sabe cuánto más puede caer el Eurostoxx50 por debajo de ese límite, igual cae un 5% por debajo de tu precio de ejercicio que un 50%, quién sabe.

Nota: desde el 1995 (22 años) han habido 5.654 períodos de 30 días (a contar desde cada día del año donde podríamos haber abierto la operación), de los cuales sólo en 320 ocasiones el Eurostoxx50 ha caído más de un -9% en una diferencia de 30 días. Es decir la probabilidad de acertar es el 94,4%.

Tener en cuenta que si elegimos una distancia mucho mayor, digamos un -25%, la probabilidad de acertar será mucho mayor, pero entonces no nos pagarán nada por la venta de las opciones. Por tanto hay que buscar un equilibrio entre distancia y precio que cobramos dada esa distancia elegida, sabiendo que a menor distancia: más riesgo y más beneficio.

Invesgrama

Estrategias de inversión en acciones para pequeños capitales

Dividendos previstos de las empresas del IBEX 35 en 2020

En el cuadro siguiente se indican los dividendos estimados por meses a lo largo de 2020. Los importes encuadrados son pagos ya realizados o confirmados. Los importes en negrita son importes propuestos por las compañías, aunque pueden experimentar algunas variaciones. Las demás cifras son estimaciones en función de los beneficios conocidos más recientes y de la política de dividendos.

En 2020 abonó 3,50 € para un beneficio por acción de 5,73 €. El beneficio por acción a septiembre de 2020 es de 5,81 €, por lo que la constructora podría mantener un dividendo similar.

En 2020 aumentó su dividendo por vez primera vez desde 2007. Lo situó en 0,50 €, frente a los 0,45 € en que se había mantenido entre 2007 y 2020. Dicha remuneración, que corresponde al ejercicio 2020, supuso el 58% del beneficio por acción de ese año, que fue de 0,859 €.

El beneficio por acción a septiembre de 2020 es de 0,478 €, por lo que de momento se espera que Acerinox reduzca su dividendo a los 0,45 €, que pagaría en junio o julio de 2020.

Descontó 0,449 € el 18 de febrero, a cuenta de 2020, importe similar al de febrero de 2020 (0,45 €). El pago se realizó a través del sistema de Dividendo Flexible, que permite cobrar en efectivo o en acciones.

El dividendo total a cargo de 2020 fue de 1,90 € para un beneficio por acción de 2,908 €. El beneficio por acción de 2020 es de 3,13 €, por lo que la compañía tiene en principio margen para aumentar el complementario, a pagar en junio o julio de 2020. Sin embargo, por el momento se estiman 1,45 €, el mismo importe que en julio de 2020.

A cargo de 2020 abonó 6,93 € en abril de 2020 para un beneficio por acción de 8,85 €, siendo el payout del 78%. El beneficio por acción de 2020 fue de 9,61 €.

El 24 de marzo desconvocó la junta general hasta nuevo aviso, por lo que existe incertidumbre respecto al importe del dividendo, sobre todo teniendo en cuenta que el sector turístico va a ser uno de los más perjudicados en la crisis actual.

En enero de 2020 abonó 0,56 € a cuenta de 2020, un 9,8% más que en enero de 2020.

En un comunicado del 23 de marzo, la compañía anunció la cancelación del dividendo complementario que suele pagar en el mes de junio. El importe previsto era de 320 millones de euros, unos 0,74 € por acción. De este modo, Amadeus refuerza su liquidez ante el nuevo escenario de crisis.

En 2020 pagó 0,151 € a cargo del beneficio de 2020, que fue de 4,40 € por acción. El beneficio por acción a septiembre de 2020 se ha reducido drásticamente a 0,55 €. Aun así, la compañía tendría margen para mantener el mismo dividendo.

El 31 de marzo descontó 0,1158 € como dividendo único a cargo de 2020, la misma cantidad que el año anterior.

Bankinter paga su dividendo de forma trimestral. En el primer trimestre abona el complementario del año anterior y en los tres trimestres paga sendos dividendos a cuenta del año corriente.

A cargo de 2020 abonó 0,2929 € para un beneficio por acción de 0,572 €, siendo el payout del 51,2%. El beneficio por acción de 2020 fue de 0,60 € según el propio banco, un 4,9% más que en 2020.

El 24 de marzo descontó el complementario de 2020, por importe de 0,09764771 €, siendo la fecha de pago el 26 de marzo. La suma de los tres dividendos a cuenta de 2020 ya pagados asciende a 0,1829 €, de modo que la remuneración total a cargo de 2020 es de 0,2805 €.

Para los tres dividendos a cuenta de 2020 previstos para junio, septiembre y diciembre se esperan los mismos importes que en 2020 pero es probable que sean reducidos o cancelados dada la situación actual.

A cargo de 2020 repartió 0,10 € a cuenta en octubre de 2020, el mismo importe que en 2020. El complementario ha sido de 0,16 €, misma cifra que la del año pasado, abonado el 7 de abril de 2020.

El dividendo total a cargo de 2020 será por tanto de 0,26 €, el 55% del beneficio por acción de 2020 informado por la propia entidad. Este payout supera el porcentaje fijado en la política del banco, que se sitúa entre el 35% y el 40% del beneficio debido a que en 2020 contabilizó deterioros extraordinarios de fondos de comercio.

CaixaBank anunció en la presentación de resultados de 2020 que a cargo de ese ejercicio pagaría un único dividendo en abril de 2020. El 30 de enero indicó que el importe sería de 0,15 €, un 12% menos que los 0,17 € correspondientes al ejercicio 2020. Sin embargo, el 27 de marzo anunció que debido a la crisis del coronavirus reduciría el dividendo a 0,07 €, cifra que se descontó el 9 de abril.

Antes de la crisis, la política de dividendos de la entidad era repartir entre un 50% y un 60% del beneficio neto. El beneficio por acción en 2020 fue de 0,26 €, frente a los 0,32 € de 2020. Por tanto, el payout pasará del 53% previsto al 27%.

Para 2021, la entidad ha anunciado que distribuirá únicamente el 30% del beneficio de 2020.

La compañía de torres de telecomunicación tiene resultados negativos, por lo que reparte un dividendo con cargo a la prima de emisión. En 2020 pagó 0,03956 € en julio y 0,03842 € en noviembre por este concepto. Se estiman importes similares en 2020.

Descontó 0,37 € a cuenta de 2020 el 31 de diciembre de 2020, un 19,3% más que el pago a cuenta de 2020, que fue descontado en enero de 2020. Para julio de 2020 se espera un complementario de otros 0,37 €.

La compañía inmobiliaria paga un dividendo único en el mes de junio. A cargo de 2020 abonó 0,20 €. A cargo de 2020 se espera el mismo importe, a abonar en junio de 2020. No obstante, se espera confirmación por parte de la sociedad, que ha reconocido un impacto considerable de la crisis en su actividad.

La gasista anunció un dividendo de 1,60 € a cargo de 2020, de los que pagó 0,64 € en diciembre de 2020. Por tanto, se esperan 0,96 € en julio de 2020 como complementario.

A cargo de los resultados de 2020 prevé repartir 1,68 €. En tanto que suele repartir el 40% como pago a cuenta, se esperan 0,67 € en diciembre de 2020 y 1,01 € en julio de 2021.

A cargo de 2020 repartió un pago a cuenta de 0,051 € en septiembre de 2020. Debido a la caída de sus resultados, la papelera suprimió su dividendo de diciembre.

En la junta general del 31 de marzo, la compañía aprobó repartir un dividendo total a cargo de 2020 equivalente al pago a cuenta realizado en septiembre de 2020, de modo que suprimió de facto el complementario que se esperaba en abril de 2020.

Para los ejercicios 2020 y 2020, Endesa mantendrá su porcentaje de distribución del beneficio en el 100%. El 30 de diciembre de 2020 descontó 0,70 € a cuenta de 2020 y el complementario propuesto por la compañía es de 0,775 €, a pagar en junio o julio de 2020. El dividendo total a cargo de 2020 será, pues, de 1,475 €, superior al objetivo previsto de 1,40 €.

Ferrovial pagó 0,408 € en noviembre a cuenta de los resultados de 2020, dentro de su programa de dividendo opcional, que permite cobrar en acciones o en efectivo. En la junta general celebrada el 17 de abril anunció que el dividendo a cargo de 2020 sería de un importe aproximado de 0,75 euros por acción. Por tanto, se espera un complementario de unos 0,34 € en mayo de 2020.

La compañía pagó 0,20 € a cuenta de 2020 en diciembre, el mismo importe que en diciembre de 2020. El complementario de 2020 fue de 0,14 €. Se espera confirmación acerca del complementario de 2020, a pagar en junio de 2020, en la próxima junta general de accionistas.

La aerolínea pagó 0,145 € a cuenta en noviembre de 2020, mismo importe que en noviembre de 2020. Había previsto un complementario de 0,17 € (similar a los 0,165 € del año pasado) pero lo ha cancelado debido a la crisis actual.

En la actualzación de su Plan Estratégico presentada de febrero de 2020, anunció unos niveles mínimos de dividendo para los ejercicios 2020 a 2022. El mínimo previsto a cargo de 2020 es de 0,36 €. La eléctrica pagó 0,168 € a cuenta de 2020 en enero de 2020, de modo que el mínimo a abonar en concepto de complementario será de 0,192 € en junio o julio de 2020.

La política de la compañía es repartir entre el 65% y el 75% del beneficio neto consolidado a través de programas de remuneración flexible.

La textil pagó 0,88 € en 2020 a cargo de 2020, en dos pagos iguales de 0,44 € en abril y octubre. En la presentación de resultados de 2020, publicada el 18 de marzo de 2020, anunció la posibilidad de no pagar dividendo a cargo de 2020. La decisión se tomará en la próxima junta general.

La tecnológica no paga dividendos desde 2020, año en que tuvo fuertes pérdidas. Sin embargo, los resultados han estado en terreno positivo desde 2020, por lo que se espera que la compañía vuelva a remunerar a sus accionistas, aunque es más probable que sea en 2021. El beneficio por acción a septiembre de 2020 es de 0,735 € y en caso de que la empresa se decida a pagar dividendo en 2020, los analistas esperan que este se sitúe entre 0,16 € y 0,22 €.

Pagó un dividendo a cuenta de 2020 por 0,0606 € en diciembre de 2020. Ha confirmado un dividendo complementario de 0,085 €, igual al de 2020 y 2020, a abonar en junio. El dividendo total a cargo de 2020 asciende a 0,145 €, lo que supone el 73,2% del beneficio por acción.

La compañía todavía está en pérdidas, aunque su beneficio por acción interanual recurrente a septiembre de 2020 es de 0,858 €. De momento no se esperan dividendos a cargo de 2020.

A cargo de 2020 repartió 0,315 € de un beneficio por acción de 0,61 €. En 2020 el beneficio por acción fue de 0,68 €, según ha informado la compañía, dato que excluye las acciones en autocartera. Si se mantiene el mismo payout que en 2020, el dividendo a cargo del año pasado podría ser de 0,35 €. Se espera confirmación al respecto.

Melià paga un dividendo único en julio. El payout en los tres últimos años ha sido del 30%. Dado que el beneficio por acción de 2020 fue de 0,49 €, en principio el dividendo a cargo de 2020 sería de unos 0,15 €, inferior a los 0,183 € a cargo de 2020. Sin embargo, dada la actual paralización del sector turístico es probable que esta remuneración se vea cancelada.

La compañía inmobiliaria pagó 0,20 € a cuenta en octubre de 2020, el mismo importe que en octubre de 2020. Se espera un complementario de 0,30 € en abril de 2020.

En la presentación a inversores realizada en marzo de 2020, la SOCIMI adelantó un dividendo de 0,52 € a cargo de 2020, a pagar a razón de 0,20 € en octubre de 2020 y 0,32 € en mayo de 2021.

A cargo de 2020 ha abonado 1,36 €. La compañía pagó 0,294 € en julio de 2020, 0,473 € en noviembre de 2020 y descontó 0,593 € el 25 de marzo de 2020.

En enero de 2020 pagó 0,2727 € a cuenta de 2020, el mismo importe que en enero de 2020. Para el conjunto de 2020 anunció 1,05 €, de modo que previsiblemente abonará unos 0,777 € en julio como complementario.

Con cargo a 2020 tenía previsto pagar un dividendo de 0,95 €, de los que repartió 0,424 € en diciembre de 2020. Por tanto, se podían esperar 0,526 € en junio de 2020. El 25 de marzo de 2020 la petrolera emitió un comunicado en el que anunció un dividendo complementario de 0,55 €, mayor de lo previsto, lo cual es sorprendente dado el desplome del precio del petróleo.

Sin embargo, no ha dicho nada del dividendo a cargo de 2020, que estaba previsto en 1 € en su reciente Plan Estratégico. Cabía esperar 0,45 € en diciembre de 2020 y 0,55 € en junio de 2021. Dada la situación actual del mercado del petróleo, es probable que ese dividendo no llegue a abonarse.

La compañía abona sus dividendos de acuerdo con el Programa Dividendo Flexible, que permite cobrar en efectivo o en acciones. Repsol adquiere luego los títulos necesarios en bolsa para neutralizar el aumento de acciones derivado de dicho programa y evitar así la dilución del beneficio por acción.

El banco pagó 0,02 € a cuenta de 2020 en diciembre de 2020 y descontó un complementario del mismo importe el 1 de abril de 2020. El dividendo total a cargo de 2020 es de 0,04 €, el 30% del beneficio por acción. Este fue de 0,13 €, según datos del banco, más del doble que los 0,05 € de 2020 pero similar a las ganancias por acción de 2020, 2020 y 2020.

El banco cántabro ha cancelado el dividendo complementario de 2020 que tenía previsto repartir en abril de 2020 por importe de 0,13 € (de los cuales 0,10 € en efectivo). En noviembre de 2020 descontó 0,10 € a cuenta del ejercicio 2020. Al haberse suprimido el complementario, el dividendo total a cargo de 2020 es, pues, de 0,10 €.

La entidad también ha decidido cancelar el dividendo a cuenta de 2020 que tenía previsto pagar en noviembre de 2020.

Con anterioridad a la crisis generada por la pandemia, había decidido pagar al mismo tiempo, en el mes de abril o mayo, el dividendo a cuenta que solía pagar en enero junto con el complementario que solía abonar en abril. En principio, en abril o mayo de 2021 pagará un dividendo único a cargo del ejercicio 2020.

La compañía obtuvo un beneficio por acción de 0,21 € en su año fiscal acabado en septiembre de 2020, el doble de los 0,10 € obtenidos en el año fiscal de 2020. A cargo de 2020 abonó un dividendo único de 0,02567 €.

La compañía ha anunciado que a cargo de 2020 abonará 0,05173 €, el doble que el año pasado. El pago se espera en el mes de abril de 2020.

En su primer trimestre fiscal del ejercicio 2020, que va de octubre a diciembre de 2020, perdió 0,26 € por acción debido principalmente a costes imprevistos en proyectos del norte de Europa derivados de condiciones climatológicas adversas.

Entre 2020 y 2020 ha pagado 0,20 € como complementario en junio y otros 0,20 € a cuenta en diciembre. En diciembre de 2020 abonó 0,20 € a cuenta de los resultados de 2020 y en junio de 2020 se abonará el complementario por el mismo importe.

La compañía ya ha anunciado que el dividendo a cargo de 2020 será también de 0,40 €, de los cuales 0,20 € se pagarán en diciembre de 2020 y otros 0,20 € en junio de 2021.

En diciembre de 2020 pagó 0,65 € a cuenta de 2020, frente a los 0,64 € de diciembre de 2020. Se espera un complementario de 0,96 € en junio de 2020.

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Gran corredor!

Like this post? Please share to your friends:
Trading para principiantes
Deja un comentario

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: